Envíos a todo el país. Consulte por envío sin costo.
2222 4108 - 099 260 548

¿Qué soldadora es la que necesito?

Recibimos muchos clientes que, interesados por llevar a cabo trabajos de soldadura ellos mismos, deciden invertir en un equipo de soldar. Hay quienes tienen claro qué es lo que necesitan, pero hay una gran proporción de clientes que basan su elección en precio, en lo que a otras personas les funcionó o simplemente lo que vieron en Internet.

Lo más importante a la hora de adquirir una soldadora inverter, es pensar lo que uno realmente necesita o espera de la soldadora. A continuación describimos una serie de aspectos a tener en cuenta.

Procesos

En el mercado hay tres grandes procesos diferentes de soldadura:

  • La soldadura por electrodo, la más conocida. También llamada “MMA”
  • La soldadura con alambre “MIG”
  • La soldadura con torcha “TIG”

Cada uno de estos procesos tiene sus ventajas y desventajas, además de un cierto rango de aplicaciones.

Los equipos que trabajan con electrodo son los más tradicionales y de menor costo. Simples de usar y no requieren consumibles, salvo los mismos electrodos  de los que se hallan diversas calidades y tipos.

Los equipos que trabajan con alambre son generalmente de mayor tamaño, tienen una puerta generalmente lateral en donde se puede colocar un rollo de alambre para soldar y se presentan en su mayoría en dos tamaños; equipos que sueldan con rollos hasta 15kg y hasta 5kg. Pueden usarse con o sin tubo gas.

Los equipos que trabajan con torcha TIG van siempre acompañados de tubo de gas, varilla y electrodo TIG.  Varían en las características, normalmente sueldan con corriente continua aunque los hay con corriente alterna y alta frecuencia, necesario para soldar aluminio.

Tecnología

Desde hace un tiempo muchas personas han venido reemplazando las soldadoras transformador por modernas soldadoras inverter.

Salvo que existan oportunidades imperdibles en lo que respecta a precio, se desaconseja adquirir una soldadora que no sea a partir de tecnología inverter.

Los nuevos equipos tienen un consumo menor y más estable, ofrecen una soldadura más sencilla y de mejor calidad y se presentan en un menor tamaño.

Voltios, Amperes y Ciclos de trabajo

Normalmente cuando se promociona una soldadora, la característica principal es el amperaje, y muchas veces se comparan equipos en base a este número, lo que lleva necesariamente a errores.

Hay que evitar caer en ese juego comercial.

Cuando se adquiera una soldadora, ya sea electrodo o no, es importante verificar que ofrezca un rendimiento (ciclo de trabajo) apropiado para el electrodo o alambre necesario para la tarea a llevar a cabo. El ciclo de trabajo se define como el porcentaje de tiempo en el cual la soldadora opera en un período de 10 minutos. Un ciclo de trabajo de 80% indica que la soldadora funciona durante 8 minutos y debe enfriar por 2 minutos.

Normalmente los equipos de mejor calidad son los que ofrecen mejores ciclos de trabajo, ocurriendo muchas veces que una soldadora de menor amperaje brinda mayor rendimiento que una de mayor amperaje promocionado.

Siempre analice el ciclo de trabajo bajo el tipo de exigencia que piense darle. Recuerde que aunque un equipo no ofrezca un 100% de ciclo de trabajo, eso no implica que deba interrumpir su trabajo para que enfríe. Muchas veces las pausas que realiza un operario mientras trabaja hacen que eso no sea un problema.

Metales a soldar

Ignorando casos tales como electrodo y alambre para aluminio, estas son las recomendaciones en base a lo que normalmente se utiliza y se consigue en plaza.

  • Hierro: Electrodo, Mig y Tig
  • Acero y acero inoxidable: Electrodo, Mig y Tig
  • Bronce: Tig
  • Aluminio: Tig

Es importante tener presente que para soldar aluminio, la soldadora debe poder operar en corriente alterna y alta frecuencia. Normalmente se etiquetan como “AC/DC HF”. Las soldadoras TIG que no tengan estas dos características no pueden utilizarse para soldar aluminio, aunque sí operan sin problemas en trabajos de hierro o acero.

Espesores y durezas

Aquellos usuarios que necesiten soldar chapa fina, por ejemplo chapa automotriz, necesitan adquirir una soldadora MIG o TIG ya que el electrodo perfora la chapa. Es importante que se adquiera un alambre o electrodo fino si suelda con MIG o TIG respectivamente. Para soldar mayores espesores puede optar por cualquiera de los procesos.

Quienes buscan soldar con electrodos duros, por ejemplo los llamados electrodos básicos para reparar una pala de una retroexcavadora, deben verificar que el equipo pueda realmente soldar con ese tipo de electrodo.

Experiencia y seguridad

Recomendamos que si no tiene experiencia en soldadura con torcha TIG se asesore con un experto antes de utilizar una ya que necesariamente debe utilizar tubo de gas y manómetro.

A diferencia de este primero, puede soldar de manera más segura con MIG sin tubo de gas. Para esto es necesario que la soldadora pueda soldar “SIN GAS” con alambre “SIN GAS”, por lo que debe contar con algún mecanismo para la inversión de polaridad ya que el tipo de alambre necesario para esto (alambre flux) requiere el uso de polaridad inversa (masa conectada a positivo).

Recuerde que en cualquier caso debe utilizar careta para soldar.

Alimentación eléctrica

La alimentación de una soldadora desde una red doméstica ha dejado de ser un problema con las nuevas soldadoras inverter. El uso de una soldadora basada en la antigua tecnología transformador se veía normalmente asociado a llaves térmicas que saltaban.

El consumo de una soldadora moderna de electrodo es menor en comparación que un calefón y un horno sumados, con un electrodo típico, rondando los 2kW o incluso menos. Una llave de 16A (en Uruguay con 220V) debería ser más que suficiente para alimentarla.

Las soldadoras MIG y TIG pueden tener un consumo superior, rondando los 3kW o incluso más según el trabajo.

Si tiene una alimentación eléctrica restringida no crea que debe adquirir un equipo de menor amperaje. Recuerde que puede y debe ajustar los parámetros en el equipo según la tarea a realizar y que el consumo del mismo depende de los valores que establezca.

Uso con generadores

Como regla general se desaconseja la utilización de soldadoras con generadores. A diferencia de la red eléctrica, los generadores no pueden amortiguar las variaciones en el consumo de manera de evitar fluctuaciones en el voltaje.

Al interrumpir el consumo se presenta de manera instantánea un incremento en el voltaje que puede variar según el generador y el tipo de consumo y el que puede dañar lo que se halle conectado. Reparar la plaqueta de una soldadora inverter es muchas veces más costoso que adquirir una nueva, por lo que podría convertir a su soldadora en chatarra.

Esto no implica que el uso de soldadoras con generador sea necesariamente un problema. Tal vez utilice un generador de buena calidad que controle las variaciones en la tensión y no cause problemas, o tal vez sea un generador de tal capacidad que la carga que se le conecta no lleve los parámetros fuera de los rangos seguros. El problema es que si un equipo falla debido a su uso con generador y esto se observa en el servicio técnico, entonces la garantía no cubrirá los daños.

Algunas soldadoras, las conocidas como “conectables a generador” (como por ejemplo la SMARTER 220), están diseñadas para tolerar y operar sin problema bajo esta alimentación “sucia”, por lo que su uso es completamente seguro.

Adicionalmente, existe una nueva clase de generadores, los llamados generadores inverter, que cuentan con un muy preciso control de su salida, al punto que son aptos para su utilización con equipos sensibles y de alta precisión como los utilizados en medicina, electrónica y comunicaciones. Si bien resultan ideales, su uso con soldadoras puede ser difícil por temas de costos.

Portabilidad

Existen equipos que apuntan a la portabilidad, especialmente en MMA. Normalmente son más costosos que los equipos comunes y ofrecen un rendimiento inferior. La ventaja que ofrecen es un menor tamaño y (no siempre) un menor peso.

Normalmente no los recomendamos salvo que sea imprescindible minimizar el espacio ocupado por el equipo.

Casos de uso más comunes

Detallamos las recomendaciones que hacemos para las necesidades más comunes.

Rejas y montaje de estructuras metálicas

Para el cliente que busca soldar las rejas de su casa, hacer un portón, montar una estructura metálica con tubos cuadrados y similares tareas, creemos que lo mejor es una soldadora de 130 o 140AMP, como la Energy I140.

  • Utilizará un electrodo de 2.5mm y tendrá un ciclo de trabajo de 100%
  • Ahorrará dinero
  • Llevará un equipo compacto y liviano
  • Logrará lo que necesita

Chapistas y quienes necesiten soldar chapa

Normalmente para quienes buscan soldar chapa, nuestra recomendación es una soldadora MIG, y si no cuentan con tubo de gas les sugerimos comprar alambre para soldar sin gas de 0.6mm de espesor.

  • Podrán soldar la chapa sin perforarla
  • No necesitarán invertir en un tubo (al menos no aún)
  • Lograrán una buena terminación
  • Obtendrán un ciclo de trabajo ininterrumpido

Si se trata de un profesional, la opción podrá ser algún equipo como la soldadora MIG NEO de 250AMP. Si se trata de alguien que busca iniciarse, podríamos sugerirle la soldadora Energy de 160A.

Para usar con generador

La opción clara indiscutible es la línea INTELLIGENT de SMARTER. De momento la de mayor amperaje en esta línea es la que ya se comentó.

 

Comentarios generales

Al optar entre diferentes equipos y técnicas, existen tradeoffs que pueden impactar de manera distinta a cada usuario final.

Compre una soldadora de mayor amperaje si piensa aprovechar esa mayor capacidad o si le ofrece una mejoría en los ciclos de trabajo, sino no tendrá ventaja.

Existen soldadoras multiproceso que pueden resultar prácticas. Las hay MMA-MIG, MMA-TIG, y MMA-MIG-TIG. Normalmente son más baratas que adquirir equipos por separado. Sin embargo, una soldadora MMA-MIG no es tan práctica para soldar electrodo que una que sólo suelde electrodo (por el tamaño y peso). Además, tenga presente qué problemas podría ocasionarle que esa única soldadora le falle.

Hay soldadoras MIG con Euroconector y con torcha conectada directamente a la placa. Las primeras son más costosas pero el reemplazo de la torcha es más simple. También hay variantes en el mecanismo para invertir la polaridad. Algunas soldadoras cuentan con un puente en el panel frontal, en el caso de la soldadora NEO es un cable que viene aparte, en el caso de las SMARTER (entre otras) es un cable que siempre está conectado en un extremo y que cuenta con una terminal en el otro mientras que otras soldadoras tienen un puente ubicado donde va el alambre.

Si piensa soldar con TIG adquiera una soldadora TIG. Si bien puede adaptar soldadoras que no incluyan torcha originalmente, le resultará más caro que comprar una soldadora con torcha incluida.

Algunas soldadoras vienen sin enchufe, es normal en muchas marcas y es un aspecto no menor para evitar sorpresas.

Hay soldadoras que incluyen careta dentro de la caja (no confundir con promociones), pero normalmente son caretas comunes y de muy mala calidad. Recomendamos adquirir una careta fotosensible.

Los terminales de las soldadoras son estándar y las hay en dos tamaños, son accesibles y al ser universales se consiguen fácilmente. Normalmente los chicotes son de poco más de 1m, se puede comprar cable para chicote y contar con cables más largos para soldar con comodidad según el amperaje a utilizar. Las pinzas las hay de diferente calidad y se suministran también por separado.

Las perillas que regulan la operación de la soldadora son un elemento a proteger. Hay modelos de soldadoras que cuentan con una perilla prominente y en los que hemos tenido varias roturas de perilla, incluso de origen. Hay soldadoras con tapa que protegen las perillas y el display, característica nada despreciable. También hay perillas que se ubican de tal manera que si se golpea la soldadora de manera frontal, la misma no se ve afectada.

Hay soldadoras que cuentan con un display que muestra el amperaje o voltaje que se utiliza. Es algo muy cómodo pero innecesario.

Normalmente las carcasas de las soldadoras son de metal. Se desaconseja totalmente su utilización sin adecuada conexión a tierra.

Conclusión

En Carmela siempre hacemos recomendaciones en base a lo que el cliente expresa que necesita, aunque dejando en claro las limitaciones de cada elección.

Esperamos que la presente guía haya sido útil y te recordamos que para evacuar cualquier duda se puede comunicar directamente con nosotros o si lo prefiere puede dejar un mensaje más abajo.

Este artículo corresponde a la información sobre Soldadoras Inverter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

  1. Felicitaciones por la claridad dle articulo. Estoy interesado en comprar una soldadora inverter, soy hobista, para trabajar con hierro, planchuelas de 5 mm. para mi casa, no como negocio. Pero voy a aprender a soldar primero. Muchas gracias..

  2. Gracias por la información, me resultó muy útil. Necesito una soldadora para construir un módulo habitacional con un contenedor marítimo. Las paredes del contenedor son de acero corten de 2.6 mm. ¿Qué máquina me recomiendan comprar? saludos!

  3. Excelente, encontre datos que buscaba que no encontre en otras paginas, me conpre una soldadora inverter de hasta130 A quiero soldar una puas de seguridad a las rejas y ademas queria soldar la visagra que se desoldo de una puerta de chapa, pero por lo que lei, con electrodos no lo voy a poder soldar? gracias por la informacion, saludos.

    1. Buenos días. Depende de cómo sean las púas. Hay algunas que se pueden comprar y pueden soldarse fácilmente con electrodo. Si la puerta de chapa es gruesa puedes soldarla con electrodo fino y con bajo amperaje con cuidado sin perforarla.

¿Hablamos? Te escuchamos
Envíos a todo Uruguay
La barraca está ubicada en Mendoza 6290.

Para Montevideo y La Paz es gratis. Al interior se envía por encomienda en su agencia de confianza.

Máxima transparencia y facilidad de pago.